martes, marzo 17, 2009

Plastificar el intestino


¡Noooo!. Leo acerca de la opción de plastificar el intestino delgado, para combatir la obesidad.

Ya me imagino en las esquinas de Santiago, en que hay quienes anuncian que plastifican todo tipo de documentos, agregar de súbito “también plastifico intestinos”.

Claro, es una ficción. Por cierto será labor médica. Pero vislumbro el futuro no tan lejano- a este paso- en que sea posible plastificar riñones, pulmones y hasta el corazón, al estilo de la plastificación de las maletas en los aeropuertos, para cuidar de su inviolabilidad.

30 comentarios:

TheJab dijo...

Para combatir la obesidad, es mejor una buena cultura alimenticia y de ejercitación física. Eso o aniquilar a los obesos.

Cheluca dijo...

Mmmm si es por salud... gástense los $ que sean necesarios y que tengan disponibles.

Si les plastificaran el corazón a los hombres entonces serían cada vez más insensibles... creo que mejor no plastifiquen nada.

Ulysses dijo...

Si fuera posible debería dejarse para casos extremos de obesidad morbida
Es mucho mejor una vida sana.

No me imagino, las esquinas de Santiago plastifico intestinos: déjelos aquí y páselos a buscar luego.

Saludos

esteban lob dijo...

TheJab:
Comparto la primera frase...pero ¿aniquilarlos?...pobrecitos.

Cheluca:
Por mi laaaaaaaaarga experiencia de vida, diría que también habría que "desplastificar" simbólicamente al menos...el corazón de algunas mujeres.

Ulysses:
Dejar para casos extremos. De acuerdo.

Gracias a todos por su sentido del humor.

Nelson Alvarez dijo...

No faltará el que use una pistola de silicona y ofrezca operaciones más económicas jejeje

Daniel dijo...

Yo prefiero seguir haciendo deporte para bajar la guata.
Saludos

Gabriela dijo...

Esto ya se va a poner como esos obesos que enjuiciaron a los restaurantes de comida rápida porque "por su culpa engordaron".
Con saber decir "no" se soluciona la cosa. Es más barato además.
Saludos.

Isabel Estercita Lew dijo...

Que loco, es increíble, no será menos invasivo plastificar la boca?

Besos

MentesSueltas dijo...

Hola Esteban, una alegria recibir tu visita... digo yo, todo bien, hasta que se les ocurra poner plastico en los corazones.

Genial.

Te abrazo
MentesSueltas

elvira carvalho dijo...

Pois amigo, deixemos que nos ponham plástico nos intestinos. Antes os intestinos que os miolos que a classe política parece ter de plástico, silicone ou sei lá o quê.
Amigo desculpe as ausências. Ter duas pessoas idosas acamadas e em sofrimento, deixam-me completamente arrasada e sem forças para quase nada. Nem a netinha tenho podido mimar como queria...
Um abraço e obrigada pela visita.

Diana Puig dijo...

Suena un poco raro y la verdad no lo encuentro muy normal eso de plastificar el intestino, ¿realmente esta forma servirá para combatir la obesidad?, si es mórbida ya hablamos de un problema de salud.
Un abrazo, didi.

esteban lob dijo...

Nelson:
Es posible. Hay de todo en la viña del señor. Qué grande debe ser esa viña ¿no?

Daniel:
Es la mejor manera.

Gabriela:
Cierto. Es mucho más barato saber decir que no,amiga. En muchas cosas.

Isabel Estercita:
Verdad. Lo difícil es que haya voluntario(a)s para plastificar la boca.

Mentes Sueltas:
Claro.Ya Cheluca más arriba manifiesta sus temores por la posible plastificación de corazones masculinos.

Elvira:
Ja,ja...muy oportuna tu observación...y no te preocupes por tus ausencias. Te queremos igual.

Diana:
Me pregunto lo mismo Didi. Yo pesonalmente desconfío de esas formas.

Pamela dijo...

Hay algunos que tienen plastificado el cerebro también.
Me inclino por la vida sana.

esteban lob dijo...

Pamela viajera:
Ja,ja,ja. Efectivamente, hay algunos. Demasiados.

Chela dijo...

Ja,ja,ja, ¡Qué susto!
Al abrir la página de tu blog y ver el dibujo quede desconcertada hasta que fui leyendo... Gracioso tu comentario.

Yo debería adelgazar pero uno de mis enemigos es el ordenador.¡Tengo que moverme más si no quiero que me plastifiquen! ja,ja,ja...

Bueno, me acabo de apuntar entre tus seguidores/as. Espero verte también en mi "cuadro de fans". Blogger cada día nos está inventando ventanitas nuevas. yo tengo que echar un vistazo para aprender a hacer un "blogroll" y meter todos esos premios y recuerdos que me ocupan tanto espacio en el sidebar.

Un cariños saludo desde esta orilla atlántica.

esteban lob dijo...

Chela:
Te devuelvo el saludo desde esta orilla pacífica, con mucho cariño.
Gracias por inscribirte como seguidora. Yo también lo he hecho en tu blog con mucho gusto, después de empaparme de la labor de los alfareros.

Bueno... después de los minutos (o las horas) en el ordenador, también se puede hacer algo, un poquito de ejercicios...si no se nos han quitado las ganas.Pero te comprendo.

Sonia Antonella dijo...

Válgame!

Plastificar como si nada...pero si analizamos fríamente el tema, la ciencia siempre es buena, para esos gorditos felices, que no son para nada felices, sino todo lo contrario...la obesidad ya se ha convertido en un mal salido de la cajita de pandora.
Al menos si la ofrecieran en una esquina y, no costara un peso en la cara.
Cuanta criatura feliz tendríamos en este Edén.


Besitos gordos
Soni

MNB dijo...

Ups, según esa teoría, yo debería estar entera plastificada, aunque soy más bien delgada, pero con el corazón y otros órganos malitos.

Me gustó el artículo, como siempre.

Abrazos desplastificados.

Versosoy dijo...

No creas Esteban, más de uno y de una, ya parecen tener plastificadito el corazón de fabrica...Un abrazo volador

esteban lob dijo...

Sonia Antonella:
Sips...además vale "algo" más que plastificar un documento.

MNB:
Arriba el ánimo querida amiga, que la ciencia descubre nuevas fórmulas todos los días.

Versosoy:
Esos, a los que te refieres, son plastificados de espíritu ¿no?

HADA ISOL dijo...

Doy fé que la obesidad se combate con un cambio de hábitos alimenticios,yo bajé muchos kg,muchos,y me cuido bien,claro que haber estado gorda me trajo como consecuencia,hernias de disco,diabetes,quistes etc,,por lo que recomiendo en vez de plastificar el intestino comer variado,sano,con menos hidratos de carbono y grasas,mucho vegetal y fruta y hacer toda la actividad física que puedas,lo que mñas adelgaza y además es lindo es bailar! Eso de plastificar todo asusta!Ahora en la obesidad morbida en esos casos creo que todo es necesario para salvar esa vida!Esteban te dejo un abrazo!

esteban lob dijo...

Hada Isol:
Gracias por dar testimonio de tu experiencia, amiga.

Teobaldo Mercado dijo...

¡Sacar a diez lucas, sacar a diez lucas el plastificado del intestino! ¡Lo que nunca está de más en el cuerpo de la dama o el varón, por sólo diez lucas usted lo puede tener!

Ciertamente no hay como hacer ejercicios, yo mismo he estado usando mi bicicleta para dar largos paseos y mover mis músculos, con lo cual me siento más vivo que antes. Trato de comer moderadamente, sin excesos. Las soluciones plásticas creo que solamente son de parche y no resuelven el problema de fondo: los malos hábitos alimenticios.

Saludos.

Clara y Pepe (los Chuquis) dijo...

La tecnología nos viene avanzando Esteban, en cualquier momento, nos pasa por encima...

Marcelo dijo...

La idea es excelente. Es más, esta noche brindaré por ella (a cuenta...)

esteban lob dijo...

Teobaldo:
La "cleta" debe ser una verdadera hermana, en este caso.

Clara y Pepe:
Si es que ya no lo ha hecho.

Marcelo:
Nunca faltan pretextos para brindar,estimado Marcelo.

Angie dijo...

Intestinos plastificados? qué barbaridad, por dios!lo raro es que aún no anden publicitando plastificar otras cosas para no... (mejor me callo, mejor me callo, jaja...)

Un besote. Angie.

Fernando Rocchia dijo...

Ya que estan, que tambien plstifiquen los penes, asi se ahorran en preservativos, jejeje...
Un abrazo y gracias por tu visita, espero que vuelvas!!!

esteban lob dijo...

Angie:
Ja,ja,ja. A buen entendedor, pocas palabras, amiga sevillana.
Creo que más abajo de tu comentario, Fernando dice lo que tú callas.

Fernando:
En efecto, estimado caricaturista. Podría ser la ruina de la industria de los preservativos, salvo que cambiaran de giro...levemente.

Angie dijo...

jajajaja...