jueves, diciembre 20, 2012

Un marido modelo


Durante mi reciente estada como operado, pude saber de algunas historias muy sabrosas generadas en la clínica. Una de ellas se refiere a cierta paciente que era acompañada de noche por su marido, en la tradicional cama adicional que generalmente es un sofá desplegable.

Bien sabemos que el abnegado personal entra a las habitaciones cada  20 a 30 minutos, más o menos, para auscultar el estado del paciente, hacerle algún procedimiento o bien constatar el nivel del suero, entre otras funciones indispensables. Pero sucede que el señor de marras no pretendía apoyar a su esposa en su post operatorio, sino dormir a pierna suelta como  si estuviera en su casa o en un hotel.

Cada vez que entraba algún miembro del personal a cumplir con sus funciones, el tipo refunfuñaba.
A medida que pasaba la noche y las necesarias visitas continuaban, el poco comprensivo acompañante aumentaba su enojo:
"Hasta cuando molestan", " Dele con encender la luz", "No dejan dormir" y otras imprecaciones acompañaban el malestar del marido tan especial.

La esposa, adolorida todavía por la intervención quirúrgica, abochornada e impotente para replicar en esas circunstancias, solamente entrecruzaba miradas de mutua comprensión con la enfermera.

Bien dicen que en este mundo "hay cada ejemplar"!!!!.

22 comentarios:

Marcos dijo...

La vida nos da toda clase de sorpresas y experiencias. Yo he pasado bastantes noches en hospitales, afortunadamente para mi como acompañante, y siempre hay anécdotas y personajillos curiosos para redactar mas de un libro. Que no habrán visto las enfermeras.

AleMamá dijo...

Sí, Esteban, ¡hay cada ejemplar!

Felices fiestas y que te recuperes de lo que sea que te tocó enfermar.

Cariñosos saludos

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Hoy quiero con mis versos desearte
que pases una alegre Navidad,
decirte que te estimo y regalarte
un beso como prueba de amistad.

Con el más sincero cariño:

Rafael H. Lizarazo.

Gabriela dijo...

¡Pobre señora! Más le hubiera valido quedarse sola en su cuarto de hospital.
Espero que la mejoría siga a pasos agigantados.

Marcelo dijo...

Mundo loco! seguro que como enfermo el marido debe ser insoportable.
Un abrazo

Marcelo dijo...

En otro orden: qué opinás de los desmanes de la final de la Sudamericana? He notado una cuestión nacional en el asunto. Los periodistas de cada país le echan la culpa al equipo contrario. Mi teoría es que ocurrió todo lo que se dice: que los jugadores de Tigre fueron a buscar a los paulistas para pelear, y que luego fueron golpeados por la seguridad. Tenés alguna información u opinión al respecto?

Lao dijo...

¡como será en su casa entonces!!! Me alegro de que vayas mejorando querido Esteban. Mis saludos navideños de Paz para vos y tus seres mas cercanos....

esteban lob dijo...

Marcos:
En verdad, la multifacética vida en las clínicas, genera miles de historias, estimado "colega" jubilado.

Alemamá:
Gracias amiga por tus buenos deseos los que retribuyo. En uno de los post anterioesr, refiero el por qué de mis afecciones, vinculadas con la colocación de pernos y tuercas en mi columna.

esteban lob dijo...

Rafael:
Mil gracias, estimado amigo colombiano, por tu saludo.
Vayan los mismos buenos deseos para ti y familia.

Gabriela:
Va bien la mejoría.amiga. Muchas Gracias.
En el caso de la señora, vale el viejo dicho: "Con esa clase de amigos, no se necesitas tener enemigos".

esteban lob dijo...

Marcelo:
Sin duda que en caso inverso, el "ejemplar" marido no permitiría tamaña reacción en su esposa.

Mi impresión es similar a la tuya.
Claro que no me explico la estúpida reacción de la Seguridad???, dado que Sao Paulo ya llevaba dos goles de ventaja, de modo que cualquier animadversión basada en nacionalismos extremos no se explica.
Tal como iba el partido si el segundo tiempo se hubiera podido jugar, lo más probable es que terminara en goleada.

esteban lob dijo...

Lao:
Envío los mismos buenos deseos para ti y familia,amigo poeta.

También pienso que aquel energúmeno debe ser "un plomo" en su casa.

Efectivamente voy recuperándome muy bien, aunque debo actuar con calma dada la magnitud de la operación y mi edad.Muchas gracias por el interés en mi salud.

Marcelo dijo...

Así es, Esteban. Un partido de 4 a 0, mínimo, yo lo vi. Inexplicable. Es de suponer que Tigre iba a hacer cualquier cosa, pero los dueños de casa, con todo a favor y el mundial encima, debieron ser más cuidadosos!

esteban lob dijo...

Marcelo:
Eso es lo peor para los organizadores del próximo mundial.
Se trata de un bochorno inaceptable y de actitudes inadecuadas y descriteriadas, por mucho que hubiera habido algún grado de provocación de la gente de Tigre.

Rud dijo...

Estimado Esteban
Primeramente deseo expresarte mi alegría por tu recuperación.

Siempre había pensado que el personal de los hospitales entra furtivamente en las habitaciones para observar si el paciente todavía respira :)

Acerca del acompañante, créeme que he escuchado que son pocos quienes en verdad hacen vigilia por el enfermo. Con un marido de esa naturaleza, mejor sería comenzar una nueva era con alguien más amoroso.

Espero que pases unas fiestas maravillosas, que tu familia te mime y te demuestre que sigues siendo muy importante.
Un gran abrazo
Felicidades

Ivan Lukman dijo...

Hay personas que no saben convivir con otras.

Saludos.

esteban lob dijo...

Iván:

Bienvenido.

Ni siquiera algunos maridos, parece, saben convivir con sus esposas.

RosaMaría dijo...

jajaja... Menudo tío!! Pobre mujer.Espero que tu estés bien.
Muchas felicidades junto a los tuyos, paz, serenidad, armonía y salud para disfrutar de todo.
Besos

elvira carvalho dijo...

Tem razão amigo. Se não queria ser incomodado porque não ficou em casa.
Amigo desejo-lhe um Santo e feliz Natal. Que o Divino Deus lhe dê rápida e total recuparação para viver esta época com muita alegria.
Um abraço e Festas Felizes

esteban lob dijo...

Elvira:

También vayan para y tus seres queridos, estimada Elvira, mis mejores deseos.

Muchas gracias por tu preocupación acerca de mi salud.

Muchos cariños desde Chile.

esteban lob dijo...

Rosa Marìa:

Sì. Estoy recuperándome paulatinamente, amiga. Gracias y deseo lo mismo para ti y tu familia.

Lo dices muy bien, "menudo tío".

Cyrano dijo...

Creo que hay que acompañarlo a el...al psiquiatrico!!

esteban lob dijo...

Cyrano:
Sí, estimado Eduardo. Me temo que allá no podrá hacer esas exigencias.